Este es mi Blog

Un lugar donde guardar palabras que aviven la llama de un FUEGO que
arde en mí, la de la experiencia de Vida, la de una historia de Amor con el
Creador.

Este es un diario para NO OLVIDAR
Estas son MIGAS DE PAN en el camino... por si un día me pierdo... poder
seguirlas y volver a EL


abril 24, 2016

ACERCARNOS a DIOS


Esta es la confianza que tenemos al ACERCARNOS a DIOS: que si pedimos conforme a Su Voluntad, Él nos oye. Y si sabemos que DIOS nos oye todas nuestras oraciones, podemos estar seguros de que ya tenemos lo que le hemos pedido!

PEDIR conforme a SU VOLUNTAD... DIOS nos OYE... DIOS quiere DARNOS todo lo que pidamos!!!... En otras palabras, DIOS me ama y siempre me escucha por lo tanto, cualquier cosa que le pida, puedo estar segura que me lo dará!!!

No nos dice que si pides algo te lo va a dar. No dice que cada vez que ores, Él responderá inmediatamente. No dice que todas tus oraciones van a tener un resultado como tú lo pides. Lo que sí dice, es que tenemos una certeza, una confianza dice Juan. Certeza de que al pedir conforme a la Voluntad de DIOS, nuestra oración no solo será escuchada sino tendrá una respuesta favorable. Aquí es donde está la clave!. ¿Qué quiere decir conforme a SU voluntad?

Se trata de Su Voluntad y no la tuya. Se trata del mejor camino para tu vida, pero éste no llega por sí solo. Debemos aprender a morir a nosotros para que Él reine.

DIOS nos ama. DIOS quiere Bendecirnos. Sin embargo, nuestras oraciones no tendrán respuesta si no están conforme a la Voluntad del SEÑOR. Aprendamos a orar. Aprendamos a poner nuestros principios en línea con los Suyos. Aprendamos a preocuparnos por lo que a Él le preocupa y dejemos atrás nuestra vieja forma de vivir.

Oración:
SEÑOR, hoy entiendo que no se trata de mí sino de Ti. Hoy entiendo que mis oraciones estaban encaminadas a resolver mis problemas y no en crecer espiritualmente o en poner Tu Voluntad por encima de la mía. Gracias. Gracias, porque te preocupas por mí. Gracias por Tu Amor y Misericordia. Yo te pido perdón por mis pecados y sobre todo, por mi egoísmo y soberbia al no querer dejar de pensar en mí y no dejarte reinar en mi vida. Hoy me pongo de rodillas y te entrego todo mi ser. Gobierna en mi corazón. Que tus principios y tus deseos sean los míos. Te lo pido en el nombre de mi SEÑOR JESÚS. Amén

No hay comentarios.:

Publicar un comentario